Los tipos de ventanas de aluminio y PVC

Los tipos de ventanas de aluminio y PVC

Cuando decidimos instalar nuevas ventanas en nuestro hogar, o lugar de trabajo, nos encontramos con infinidad de opciones en el mercado. Variedad que tiene que ver tanto con el tipo de ventana, como con el material a utilizar para hacerla. En el post de hoy, queremos explicaros acerca del aluminio y del PVC, así como los tipos de ventanas que hay, para que dispongáis de la información necesaria para tomar una decisión adecuada en relación al tipo de ventana que necesitáis.

El aluminio como material

Foto de Ventanas de Aluminio en Cocina de SabadellDesde hace muchos años, el aluminio se ha utilizado como material para ventanas por varias razones: es un material de alta calidad con valores estables y ofrece muchas posibilidades de mecanización y variedad de colores. En Aïlla trabajamos con el aluminio, ofreciendo a nuestros clientes gran variedad de modelos de ventanas y por eso, hoy os planteamos las características de este material:

- El aluminio no conlleva mantenimiento. En cuanto a la limpieza, sus acabados lacados, no atraen la suciedad y en cuanto a las reparaciones, como el rozamiento de los herrajes es muy suave, las averías son muy escasas.

- El proceso de anodizado al que se somete el aluminio, garantiza la correcta adherencia de la pintura e impide su corrosión.

- La ligereza del aluminio y los avances tecnológicos en éste ámbito, permiten su rápida y sencilla adaptación a cualquier tipo de obra (viviendas, locales, museos…).

- Las ventanas de aluminio permiten cualquier tipo de espesor de vidrio, pudiendo ofrecer un aislamiento térmico y acústico adecuado a las necesidades de la instalación.

- El aluminio permite cualquier tipo de acabado lacado; en cuanto a colores e imitaciones de otros materiales como la madera.

El PVC como material

Imagen de Ventanas de PVC en Jardin AillaDe la gran cantidad de materiales sintéticos que hay en el mercado, el material para las ventanas que se ha impuesto significativamente durante los últimos años es el cloruro de polivinilo (PVC). Es el material del futuro para ventanas, por sus propiedades y facilidad de elaboración. Las ventanas de PVC están aumentando en el mercado. Aïlla es distribuïdor oficial de FINSTRAL, empresa líder en el mercado de PVC y, por consiguiente, también somos especialistas en instalaciones con este tipo de material. A continuación, os detallamos las características del PVC:

- Las ventanas de PVC son ignífugas, difícilmente inflamables. Resisten los incendios sin deformarse y no propagan el fuego.

- El diseño de este tipo de ventanas, hace posible la adaptación a cualquier tipo de obra.

- El PVC es perfecto para conseguir mayor aislamiento térmico y acústico, gracias a su nula conductividad, son más aislantes.

- Para mantener limpias las ventanas de PVC basta con agua y jabón.

- Las ventanas hechas con este material no se oxidan, aunque reciban algún golpe o arañazo en la superfície.

¿Cómo escoger la ventana más adecuada?

En el momento de adquirir una ventana deben tenerse en cuenta varios aspectos sobre los que se tendrá que decidir. En Aïlla, llevamos más de dos generaciones en el sector y disponemos de la experiencia necesaria para aserorar a nuestros clientes en todo lo que tiene que ver con la adquisición deventanas. La eficiencia de una ventana está condicionada por el material del perfil, el tipo de apertura y el acristalamiento.

1-Tipos de material.

En cuanto a los materiales, en Aïlla trabajamos con aluminio, aluminio con rotura de puente térmico (RPT) y PVC.

El aislamiento térmico viene determinado por el coeficiente de transmisibilidad térmica que mide el trasvase de calor entre el exterior y el interior. En este aspecto, el PVC ofrece mejor aislamiento que el aluminio. También ofrece mejor aislamiento acústico y no requiere mantenimiento. El aluminio ofrece, sin embargo, mejor resistencia al fuego y más posibilidades decorativas, por su amplia gama de colores y texturas.

El aluminio con ruptura de puente térmico mejora el aislamiento (aunque no alcanza el aislamiento térmico del PVC), porque incluyen un material aislante entre la parte interior y exterior, que evita la transmisión del frío y/o calor.

2- Clases de apertura.

Lo que va a condicionar un tipo de apertura u otro, es el espacio disponible para la instalación de la ventana.

Podemos instalar los siguientes tipos de apertura:

- Corredera: El formato más usual es el de dos hojas, que se deslizan horizontalmente sobre el marco, y permite una apertura sin ocupar espacio adicional. Es posible incrementar el número de hojas para mayores superficies. Su mayor inconveniente es que no ofrece un aislamiento térmico total.

- Practicable o abatible: El formato más usual es el de una o dos hojas, que se abren verticalmente, sobre un eje, hacia fuera o hacia dentro. Su mayor ventaja es su alto valor de aislamiento tanto acústico, como térmico.

- Batiente: El formato más habitual es de una hoja que se abre, en posición inclinada hacia el interior. Es ideal para espacios pequeños que necesitan ventilación.

- Oscilobatiente: El formato más usual es de una o dos hojas, que combinan la apertura practicable y batiente, permitiendo una apertura vertical y una apertura inclinada. Su mayor ventaja es que combina dos tipos de apertura con el mejor valor de aislamiento.

- Osciloparalela: Éste tipo de ventanas está pensada para grandes superfícies. Combina la apertura corredera y batiente, conservando su alto valor de aislamiento.

- Pivotante: Éste tipo de ventana, de una sola hoja, permite que la hoja gire sobre un eje central, permitiendo así que la cara exterior gire hacia el interior.

- Elevable: Éste producto está recomendado para grandes dimensiones. El formato más usual es de dos hojas, con un funcionamiento similar al de la corredera, aunque ofreciendo un mayor aislamiento gracias a su sistema de juntas.

ejemplo de diferentes tipos de apertura para ventanas de aluminio

3- Acristalamiento.

El acristalamiento también es un factor a tener en cuenta en temas de aislamiento. El cristal puede ser simple o doble. El acristalamiento doble, puede estar compuesto por dos o más hojas de cristal, separadas por una cámara de aire, que oscila entre los 6 y los 25 mm., mientras que el grosor del vidrio se determina según las necesidades. Hay que tener en cuenta que a mayor espesor de los cristales y mayor espacio entreambos, mayor aislamiento.

Además, el tipo de vidrio, también incide en la capacidad de aislamiento de la ventana. Existen cuatro tipos de vidrio: transparente, translúcido, vidrio templado o de seguridad y bajo emisivo.

tipos cristal

Esperamos que éste post pueda serviros de orientación en el momento que os planteéis adquirir una ventana. Visitad nuestra pàgina web para conocer nuestros servicios e instalaciones y no dudéis en poneros en contacto si os surgen más dudas.

 

 

0